Erste Monate

A dos meses y medio de estar viviendo en esta vorágine, quiero contarles algunas cosas importantes que están sucediendo en mi vida.

Soy voluntaria en un Jardín de Infantes, donde todos los días me reciben con mucho amor. Trabajar con niños conlleva diariamente a pensar en nuevas ideas, a tener predisposición para aprender, a estar hasta en los mínimos detalles, es intentar equilibrar constantemente las emociones, permitir a tu niño interior salir, sin dejar la postura de un adulto.

 Estas son pequeñas y grandes cosas que cultivé en el tiempo que llevo acá, todos los días me enfrento a nuevas preguntas y diferentes respuestas, a cosas que quizás pasaba por alto antes.

Los primeros días en mi trabajo, fueron un poco intensos ya que me estaba acostumbrando a un nuevo idioma, personas y costumbres.

Sin dudarlo ni un segundo, puedo decir que me dieron mucho afecto desde el primer momento, los niños me demuestran cada día lo importante que es para ellos que los escuches y los entiendas, lo esencial que es saber perdonar y seguir jugando, la importancia de la paciencia y la empatía.

Por otro lado las maestras, constantemente se ocupan de mi, de que entienda las consignas, que aprenda cómo reaccionar ante diferentes problemáticas, me enseñan secretos que ellas aprendieron con los años, están ahí todos los días para hablar conmigo y reírnos mucho.

También trabajo con las congregaciones de Holm y Wedel, en el grupo de Jóvenes, Kinder Bibel Woche, desayuno intercultural, y en otras actividades a las que me convoquen a participar.

Es muy interesante, aunque la mayor parte de mi tiempo laboral este abocada al Jardín de Infantes, es muy lindo poder asistir a diferentes encuentros  y así aprender cada día más en otros ámbitos.

Ser voluntario también es poder ver la realidad desde otra perspectiva, es una retroalimentación constante, algo que solo otro voluntario puede entender.

En este lapso de mi vida, me encontré con personas maravillosas, sentimientos encontrados, olores nuevos, ciudades increíbles, historias para descubrir y sobre todo amor para dar.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *